¡Hablemos!

 

Efectos de la Pornografía en el cerebro humano

 

La investigación sobre los efectos de la pornografía en el cerebro es un tema complejo y controvertido, recientes estudios sugieren que la exposición a la pornografía puede tener ciertos efectos adversos en las personas acordes a sus vulnerabilidades, inseguridades y factores de personalidad; el campo de la investigación sobre este tema aún está en desarrollo y hay diferentes perspectivas dentro de la comunidad científica, además es importante tener en cuenta que muchos de estos estudios son correlacionales y no pueden establecer una relación de causa y efecto definitivo, nos encontramos dando los primeros pasos hasta que podamos llegar a conclusiones definitivas, aunque lo cierto es que las consultas empiezan a llenarse con consultas relacionadas con estos efectos y nos estamos preparando para el sunami que se avecina.

Algunos de los resultados y consideraciones generales relacionados con los efectos de la pornografía en el cerebro son:

Plasticidad cerebral: El cerebro humano tiene la capacidad de adaptarse y cambiar en respuesta a la experiencia, algunos de estos últimos estudios han sugerido que la exposición repetida a la pornografía puede llevar a cabo cambios en la estructura y función del cerebro. Por ejemplo, se ha observado una mayor activación de ciertas áreas cerebrales relacionadas con la recompensa y el deseo sexual.

Adicción: En la actualidad se sigue debatiendo sobre si la pornografía puede ser adictiva; estos estudios a los que me refería anteriormente han encontrado similitudes entre los patrones de comportamiento observados en personas con problemas de adicción y aquellos que consumen pornografía en exceso; estas demostraciones sugieren que el consumo excesivo de pornografía puede tener un impacto en el sistema de recompensa del cerebro y en la regulación de la dopamina. (neurotransmisor asociado con el placer)

(Voon, 2014)

Desensibilización y disfunción eréctil: Algunos de estos estudios relacionan que la exposición a contenidos pornográficos mantenidos en el tiempo puede conducir a una desensibilización gradual, lo que significa que las personas pueden volverse menos sensibles a los estímulos sexuales convencional. La disfunción eréctil es más común entre los hombres adictos a la pornografía, según los hallazgos de la encuesta presentada por la Asociación Americana de Urología.

https://www.auajournals.org/doi/10.1016/j.juro.2018.05.004

Relaciones y bienestar:  Las investigaciones reflejan las preocupaciones sobre el impacto de la pornografía en las relaciones íntimas y el bienestar emocional; concluyendo que el consumo frecuente de pornografía puede afectar negativamente la satisfacción en las relaciones sexuales y la intimidad emocional con las parejas.

Es importante tener en cuenta que la respuesta y los efectos de la pornografía pueden variar con agravamiento entre las personas; asimismo, la calidad y el contenido de la pornografía consumida también pueden desempeñar un papel importante en los posibles efectos en el cerebro y el comportamiento de algunas de estas personas, desarrollando patrones de comportamientos disfuncionales y peligrosos.

Se requiere de más investigación que nos permita una mayor comprensión científica para alcanzar conclusiones definitivas. Como en cualquier otro comportamiento humano, es importante mantener un equilibrio saludable y tener en cuenta las preferencias y los límites personales al consumir contenido sexual explícito.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *